¿Qué pasa con tus redes sociales cuando te morís?

Facebook

Cuando una persona abandona la vida terrenal, todos sus bienes tangibles, ya sean casas, autos o cualquier otra propiedad física, se decide en el marco de una sucesión familiar. Sin embargo con las redes sociales, ¿cómo es este traspaso?

En algunas partes del mundo el tema ya se instaló y hasta se generó la legislación pertinente para poder lucar contra los activos digitales. Tal es el caso de la decisión tomada por el Consejo de Gobierno de la Generalidad de Cataluña, que aprobó recientemente un proyecto de ley de voluntades digitales.

Esta iniciativa estimula la designación de un heredero digital, quien será el encargado de administrar todas las cuentas y contenidos del fallecido. “En el caso de la Argentina no hay una ley sobre este tema, ni creo que tenga que haberla. Pienso que con una herramienta simple y sencilla de los proveedores debería alcanzar para poder eliminar los perfiles de las personas”, comentó a Infobae Martín Leguizamón, abogado especialista en nuevas tecnologías.

A continuación te dejamos el proceso que ofrecen algunas de las plataformas más utilizadas por los usuarios:

Gmail: se puede asignar una persona de confianza que estará encargada de administrar la cuenta en caso de que se detecte inactividad por un determinado tiempo. Para esto hay que ingresar a Información personal y privacidad dentro del menú de ajustes, que figura en el extremo superior derecho de la cuenta.

Facebook: es posible asignar una persona encargada de administrar la cuenta en caso de que, por fallecimiento, se la convierta en conmemorativa. Para hacer esto hay que ir hasta Configuración/Administrar una cuenta/Agregar. Quien cumpla esta función podrá escribir una publicación marcada en el perfil (por ejemplo, para compartir un último mensaje en nombre de la persona o para proporcionar información sobre el funeral, según se detalla en la red social).

Instagram: en esta red social el sistema funciona de manera similar. Una vez seleccionada una persona para administrar el perfil conmemorativo, quien tendrá habilitadas algunas opciones básicas pero no podrá hacer grandes cambios ni iniciar sesión en el sistema.

Twitter: en esta plataforma se puede autorizar a una persona o familiar directo a desactivar la cuenta del usuario fallecido. Las solicitudes se deben realizar a través de este formulario, que se deberá completar (opción “Quiero solicitar la desactivación de la cuenta de un usuario fallecido o incapacitado”) y enviar junto con un certificado de defunción.

Por Iván Mónaco

Sé el primero en comentar en "¿Qué pasa con tus redes sociales cuando te morís?"

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.